NoticiasReflexiones

No todos hemos nacido para escribir un blog. Ya desde pequeños en el colegio, aquello de las redacciones no siempre era ni agrado ni devoción de todos. Sin embargo, hoy se ha convertido en una parte fundamental del trabajo de muchos de nosotros, un requisito indispensable en nuestras páginas web y las de nuestros clientes, un soporte básico de nuestras redes sociales y una herramienta de posicionamiento competitivo para las empresas. Tal es así que el mundo digital se ha inundado en los últimos tiempos de artículos de blog, donde millones de autores desarrollan todo tipo de temáticas.

 

A la hora se sentarnos delante del ordenador a desarrollar un nuevo artículo, no siempre es fácil buscar inspiración, una inspiración que, si eres parte del mundo digital, puede verse mermada por la abrumadora cantidad de artículos que logran llegar cada día a tus pantallas de lectura y si además escribes para otros, acertar con la temática a elegir se convierte en un reto añadido.

 

A continuación, os dejamos una serie de tips que os pueden ayudar a buscar esa inspiración.

 

Comprueba las tendencias de todas las redes sociales

Observa qué sucede en el planeta y sobre todo en torno a tu sector o mercado; comparte tu punto de vista sobre esos cambios o eventos que veas.

 

Sugerencias de Google

Las sugerencias que te da Google en su campo de búsqueda son una buena forma para conseguir nuevas aportaciones para anotar en tu blog. Prueba con términos relacionados con tus argumentos del blog y comprueba qué sugerencias te da Google. Además así sabrás qué es lo que la gente de tu sector está investigando en internet.

 

Lee y hazlo nuevamente

Lo que indagamos suele estar a la vuelta de la esquina. Por esa razón el no leer únicamente artículos o noticias de nuestro sector o nicho, puede aportarnos nuevos conocimientos que nos abran nuevos horizontes. Y siempre conviene además que, cuando un artículo en concreto nos haya inspirado mucho, debemos mencionarlo de alguna manera.

 

Presta atención a tus seguidores

Tus lectores o seguidores tanto del blog como de tus redes sociales siempre están hablando sobre sus necesidades de saber o intranquilidades. Lee y analiza sus comentarios: suelen aportar una gran cantidad de pistas que pueden serte de gran utilidad.

 

Experimenta

Analiza nuevas herramientas, investiga la mejor manera de configurar tu red social favorita, fusiona técnicas o tendencias, y no temas equivocarte al innovar. No te obsesiones con la originalidad, pero de vez en cuando lánzate a ello.

 

Comparte tu éxito

Todo el planeta quiere saber cosas sobre su blogger preferido, los méritos que le han proporcionado, sus secretos o estadísticas ocultas, etc. Si tienes una empresa o eres un profesional, tus potenciales clientes apreciarán que les cuentes la historia de cómo conseguiste el éxito en anteriores ocasiones para artículos o servicios auténticos o de otros clientes.

 

Invita a otro blogger

Cuando todo lo anterior falle o no cumpla con tus expectativas, puedes solicitar ayuda a otro profesional de tu sector e invitarlo. Muchos blogs y sitios web en estos días consiguen los servicios de un blogger visitante que pueda colaborar en sazonar mejor las cosas y/o a producir más cantidad de contenidos.

 

Sal de tu casa en busca de ideas y luego vuelve al blog.

Si luego, a pesar de todos estos procedimientos te siguen faltando aportaciones, es en gran medida importante que aprendas a liberar tu mente, partir de cero y dejar vía libre para que la inspiración vuelva de nuevo a ti.